Entrevista a Daniel Fernández Cerero, alumno del Máster en Odontología Familiar y Comunitaria

Daniel se formó en la Facultad de Odontología de la Universidad de Sevilla. Al final de sus estudios de Grado optó por consolidar su formación realizando un máster de odontología integral.

Actualmente compatibiliza el MOFyC de la Universidad de Sevilla con el ejercicio privado de la odontología.

¿Qué te motivó a realizar el Máster en Odontología Familiar y Comunitaria?

El principal motivo es por la gran cantidad de prácticas del máster, ningún máster te ofrece la posibilidad de hacer tantas prácticas y desarrollar todas las áreas de la odontología de una manera conjunta e integral, no solo por el volumen de pacientes, sino también por el equipo de profesores, especialistas todos en sus áreas. Otro aspecto fundamental es que te ofrece la posibilidad de descubrir el servicio público, no solo el de atención primaria, sino el odontología hospitalaria y quirófanos.

¿Qué está suponiendo esta formación en tu carrera profesional?

Hacer el máster ha sido un cambio a la hora de enfrentarme a la vida profesional privada, te da las herramientas y las capacidades necesarias para enfrentarte a cualquier problema, haciendo todo tipo de diagnóstico y de tratamientos. Te da muchísima seguridad a la hora de trabajar solo, pudiendo estar trabajando en una clínica sabiendo que sabes tratar todo lo que te venga.

¿Supone un avance en tu nivel de conocimientos, capacidades y aptitudes?

Claramente, el nivel de conocimientos y capacidades que se obtienen en un año es impensable, solo en 1 mes haces más cosas que en toda la carrera de odontología, la curva de aprendizaje que tienes es exponencial, cada día te motivas más porque aprendes y haces cosas nuevas.

¿Cómo valoras el componente práctico del máster?

El componente práctico del máster es impresionante, uno no es consciente hasta que entra, ningún máster te ofrece tanta práctica, tu marcas tus tiempos de tratamiento, y los turnos que haces, y en ningún momento estás parado. Yo veo una media de 10 pacientes por turno, todos con tratamientos diferentes, tú los diagnosticas y los tratas completamente, con ayuda de los profesores, que te supervisan y te aconsejan.

¿Cómo valoras la formación en implantología?

La formación en implantología es muy buena, colocas tus primeros implantes en pacientes, después de haber tenido una muy buena carga teórica y práctica con especialistas. Te abre al mundo de la implantología, no solo la parte quirúrgica, también la protésica, pues tú rehabilitas tus implantes.

¿Qué nivel tiene la formación en cirugía periodontal?

Prácticamente como un máster de periodoncia, se dan sesiones de periodoncia y de cirugía periodontal, y la práctica es muchísima, alargamientos coronarios, cirugía periodontal, frenillectomía… Y todo de manos de una eminencia como la Dra. Carolina Hernández. Ves realmente la periodoncia y la tratas, viendo la importancia que tiene.

¿Consideras suficiente la formación en odontología hospitalaria?

Suficiente es poco, la formación que se recibe en el hospital es impresionante, no solo en las consultas tratando a pacientes especiales y comprometidos, también en quirófano. Yo he participado en unas 70 operaciones. La formación en atención primaria también es espectacular, ves de primera mano cómo funciona, y haces muchísimo también, especialmente exodoncias, pues muchísimos pacientes vienen de urgencias. Es raro el día que no se realicen menos de 7-8 exodoncias.

¿Qué cantidad de rehabilitaciones protésicas realizas?

Las rehabilitaciones protésicas son un papel muy importante en el master, pues es el final de muchísimos tratamientos para llevar al paciente a recuperar su capacidad funcional y estética. Entre prótesis fija y removible llevaré hechas unas 50, mas todas las que quedan por hacer hasta acabar. Yo creo que llegaré a las 80 sin problema.

¿El Máster te capacita para el ejercicio de la endodoncia clínica?

Sin duda, la endodoncia es una de las áreas en las que menos prácticas se hacen en la carrera. En el máster las sesiones van de la mano del Dr. Barbero, el mejor en la materia, y en la práctica en la clínica es raro el día que no haces 2-3. Es uno de los tratamientos que más miedo da hacer cuando sales de la carrera, y ahora lo ves como un tratamiento más, pues la habilidad que coges haciendo todo tipo de dientes te da mucha seguridad a la hora de enfrentarte a ellas.

¿Consideras que la atención odontopediátrica tiene un desarrollo adecuado?

Perfectamente, no solo aprendes al adecuado manejo de los niños, sino a hacer todo tipo de tratamientos pediátricos, como pulpotomías, pulpectomías…

¿Piensas que al finalizar el Máster tendrás una capacitación integral?

Sin duda, durante un año estás haciendo tratamientos integrales a pacientes, no como otros máster que son de especialidad y solo te basas en un área, aquí desde que entra el paciente hasta que sale, lo diagnosticas entero y le realizas el tratamiento completo:  exodoncias, periodoncia, conservadora, endodoncias, prótesis…

¿Has percibido que la realización del Máster facilita tu inserción laboral?

Sí, cuando ven que estás realizando o has realizado este máster saben que tienes unas competencias que muchos no tienen, que la capacidad de realizar tratamientos y la cantidad que has realizado es un plus, pues saben que puedes hacer frente con solvencia a cualquier problema o paciente, saben que tienes capacidad de hacer diagnósticos y tratamientos integrales. Sobresales sobre el resto.

¿Aconsejarías el Máster a otros compañeros?

Sin lugar a dudas, no solo aconsejaría, sino que casi obligaría al resto de mis compañeros a hacerlo, porque las competencias, la capacidad y la habilidad que se obtienen es de un valor incalculable, en ningún sitio se obtiene.

Es muy necesario hacerlo, porque te permite ver la odontología hospitalaria, que es casi desconocida para la gran mayoría. Y por supuesto el valor social que tiene, el proyecto social que desempeña, como en Melilla, el ser voluntario en muchos proyectos viendo las necesidades y ayudando, te hacen que veas las cosas de manera diferente, que tengas la posibilidad de seguir vinculado al proyecto es algo magnifico, de un valor incalculable.

El hacer y acabar el máster no es el final, es tan solo el principio.

Más información sobre el Máster en Odontología Familiar y Comunitaria de la Universidad de Sevilla.

> volver Máster en Odontología Familiar y Comunitaria > volver Noticias